Palabras, imágenes, canciones, emociones que nos acompañan en nuestro camino.

diumenge, 26 d’octubre de 2014

Cómo superar el miedo a la soledad. Blog Phronesis

La soledad es una etapa que a todo ser humano le toca experimentar en algún momento de su vida y la cual nos produce miedo, esto es por el desarrollo emocional que provoca enfrentarse a estar solo.
Este miedo se transmite desde la niñez, donde estar solos nos produce inseguridad y temor;  con el paso del tiempo vamos creciendo y siguen las voces que nos dicen “si eres malo estarás solo, si te portas mal, nadie estará contigo”, y así, con el paso de los años, llevamos  esa idea en nuestro subconsciente que nos va acompañando siempre, lo que provoca que cuando nos toca experimentar la soledad sea mucho más difícil, porque no estamos preparados para enfrentarla.
Pero sabes que este paso de soledad puede ser fácil de superar, con algunos básicos consejos que, si los experimentas en tu vida, verás que no es tan difícil y puedes sacar aspectos buenos de la soledad.

1. Lo primero que tenemos que saber distinguir es que no es lo mismo estar solo que sentirse solo. Ya que este último es un estado mental, donde nuestro subconsciente crea la idea de que no tienes a nadie a tu lado y sólo es una manera de demostrar cómo te sientes sentimentalmente. Y estar solo se puede tomar como algo temporal, “me quede solo porque todos mis familiares salieron de vacaciones”. Es importante saber distinguir tu estado emocional.

2. Aprovecha los tiempos que tengas a solas.  En tu vida diaria tienes tiempos libres en los que no sabes qué hacer si te encuentras solo, estos momentos te pueden ayudar a encontrarte con tu yo interior. Son lapsos pequeños que aprovechándolos aportarán cosas buenas a tu vida.

3. Saca provecho a tu vida social. Si estás pasando por un momento donde tus sentimientos están a flor de piel y la soledad es tu compañera, cambia la situación sal con tus amigos esos que te alientan a seguir adelante; visita a tus familiares; ve a jugar, bailar, tomar un café, en fin, alguna actividad con la que puedas distraer tu mente y olvidar un poco tu soledad.

4. Supera tu inseguridad. Por lo regular, las personas que no pueden estar solas en ningún momento, son personas inseguras, pero tienes que saber que estar solo no es tan malo, ya que tendrás momentos para encontrarte contigo mismo, esto sin duda aclarará tu mente y ayudará en tu vida.

5. Practica la meditación. Realizar meditaciones por tiempos cortos de 5 a 10 minutos, nos ayuda a concentrarnos y realizar un equilibrio de nuestras emociones; cerrar los ojos por un momento, respirar profundamente y transportarte hacia tu interior, reflexionar sobre tu vida y darte cuenta que la soledad es momentánea y que al final de cuentas hay mucha gente que te quiere a tu alrededor.
La soledad, al final de cuentas es hacer una pausa en tu vida para tomar fuerzas y seguir adelante, pero si es algo con lo que vives constantemente y es más el tiempo que pasas a solas y te alejas del mundo,  ya no es soledad, es depresión y esto si es un problema que tienes que tratar con algún especialista, porque puede llegar a desenlaces desagradables y dolorosos.

No tengas miedo de enfrentarte a ese yo interno, no es tan malo darte unos minutos para ti, veras que es bueno experimentarlo y puedes adoptarlo como un ejercicio que te ayudará en tu vida diaria.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada