Palabras, imágenes, canciones, emociones que nos acompañan en nuestro camino.

dilluns, 2 de març de 2015

ANNIE MARQUIER. Àlex Rovira.

Nacida en Francia en 1940 y residente en Quebec, Canadá, desde los 28 años, estamos ante una de las autoras más importantes sobre crecimiento interior y espiritualidad.
Quizá sorprenda que comenzara su vida académica como licenciada en Ciencias Exactas (Matemáticas), investigadora de Economía, profesora en la Sorbona de París, además de licenciada en Música y docente de canto y órgano clásico y electrónico. Con todo, a principios de los años 70 se trasladó a la India y participó en la creación de la comunidad internacional de Auroville, en contacto con maestros espirituales como Sri Aurobindo y Jiddu Krishnamurti.
Del estudio del yoga y la espiritualidad oriental se dirigió a la psicología holística y el desarrollo personal, ámbito en el que es una autoridad desde su Instituto para el Desarrollo de la Persona, fundado en 1982.
Autora de libros como “El poder de elegir”, “La libertad de ser”, “El maestro del corazón”, imparte talleres, conferencias y cursos uniendo lo creativo con el rigor científico y su conocimiento de la psique humana.
Para que la conozcais un poco mejor, os invito a leer estos extractos de su pensamiento:
Las ondas cerebrales se sincronizan con las variaciones del ritmo cardiaco; es decir, que el corazón arrastra a la cabeza. La conclusión es que el amor del corazón no es una emoción, es un estado de conciencia inteligente. El cerebro del corazón activa en el cerebro de la cabeza centros superiores de percepción completamente nuevos que interpretan la realidad sin apoyarse en experiencias pasadas. Este nuevo circuito no pasa por las viejas memorias, su conocimiento es inmediato, instantáneo, y por ello, tiene una percepción exacta de la realidad. Está demostrado que cuando el ser humano utiliza el cerebro del corazón crea un estado de coherencia biológico, todo se armoniza y funciona correctamente, es una inteligencia superior que se activa a través de las emociones positivas.

Cultive el silencio, contacte con la naturaleza, viva periodos de soledad, medite, contemple, cuide su entorno vibratorio, trabaje en grupo, viva con sencillez. Y pregunte a su corazón cuando no sepa qué hacer.

Somos la fuente de todo lo que nos sucede y de todo lo que se nos presenta en nuestra vida, el azar no existe.

Nada puede presentársenos en nuestro universo sin que hayamos dado nuestro permiso.

El primero y más profundo origen de la situación actual del mundo se encuentra en el nivel de conciencia de la Humanidad actual, en los valores que subyacen en las acciones y decisiones de los seres humanos.

El amor del corazón no es una emoción, es un estado de conciencia inteligente que nos permite vivir desde el corazón, en unión con nuestra naturaleza divina en la profunda unidad con todo lo que existe.

No es lo que sucede lo que determina nuestra vida, sino más bien la forma que elegimos de reaccionar interiormente frente a lo que sucede.

Confiar en la vida es una forma positiva de apego.

Soy capaz de hacer mucho. Cuando permanezco abierto a las más bellas cualidades de mi alma, realizo tareas enormes con facilidad y éxito.

Feliz semana,

Álex Rovira


Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada